El futuro depende de los niños…

… o de esta generación. Eso es lo que se menciona muchas veces en documentales o en las escuelas.

Serrat dice en una canción que a nuestros hijos les pasamos nuestras frustraciones… un director técnico de Argentina dijo algo como Nuestros padres levantaron el país, nosotros lo destruimos y nuestros hijos lo pagan (no era tan así pero esa era la idea). Las dos frases reflejan algo que es cierto, triste pero cierto, pero lo que me da bronca es que están los que tienen poder de decisión sobre esto.

Cómo podemos pedirnos a nostros mismo (esta generación) o nuestros hijos esta carga si el mundo no ayuda. Esto también va para aclarar por qué muchos jóvenes no tienen la más mínima intención de tomarse esta frase en serio.

A lo que voy es que en paises (por no decir el mundo) donde la educación, la seguridad y la salud son cosas para privilegiados la cosa no puede funcionar.

Yo sigo pensando que todo es posible, pero puedo ver que es muy entendible para una persona decepcionarse y pensar “para qué voy a hacer un cambio si hay miles de personas que hacen lo contrario, mejor me dedico a pasarla lo mejor posible en mi tiempo”. Y acá no hablamos de grandes hazañas… los cambios se van haciendo de a poco también. Lástima que para que lleguemos a un cambio radical sea necesario justamente, un problema radical y siempre tengamos que crecer de golpe.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *