Llevemos a nuestros hijos a juntar café

Que aprendan a juntar café para que sepan lo que es el esfuerzo“. ¿Vos juntarías café durante 20 años? No. Llevarlos a juntar café le puede dar a una persona la idea del esfuerzo que se requiere para que entienda eso, el esfuerzo, de juntar café… si es que lo entiende. ¿Cuál es la realidad? la persona piensa “puta, es cierto, que cansado, mejor me hago abogado” Si bien es bienintencionado lo que hay que darle a las personas no es miedo al esfuerzo o una comparación cerrada. Esta bien, que vean lo del café, pero también que vean cómo funcionan las demás cosas. Que entiendan que hay recursos de sobra, inteligencia y tecnología para tener plantaciones de café automáticas, no es ciencia ficción, es posibilidad… ¿pero qué se les enseña?, que es mejor ser abogado, cobrar impuestos, explotar al que si trabaja años en un cafetal “mejor ser el jefe que el peón” ¿Qué tipo de empatía les enseñamos con eso? Sin tiempo ni dinero para desarrollarse una persona fracasa. “Todos pueden desarrollarse como personas si quieren”: No es cierto. En un país (y un mundo) donde hay que pedir permiso para tener un día libre para hacer un trámite… “Que estudie de noche” Si cree en lo de llevar una semana a sus hijos a juntar café, sigamos la misma lógica y vaya usted a seguir una carrera de cuatro años, de noche, después de juntar café. Otra vez, ¿Es eso desarrollo? O hay una manera más fácil de hacer las cosas.

Linus Torvalds (creador del sistema operativo Linux) dice “Inteligencia es la habilidad de evitar el trabajo y aun así terminarlo”.

Desarrollo sería si la organización y los recursos estuvieran al servicio de las personas y no del capital. “No se puede automatizar una plantación de café” Dígaselo a las mega empresas fruteras, por ejemplo, que hoy día hacen crecer frutas de todo tipo en laboratorios: cultivos hidropónicos, ¡se puede hasta robotizar! búsquelo en Internet si no me cree. Estamos mas de 50 años en el pasado y lo festejamos con el argumento del café que dejó de ser válido justamente en esa época. ¿Por qué no se hace? Simple: porque es mas barato tener a varios tipos cogiendo café y volver a empezar la discusión y ademas tener a un montón de profesionales que no tienen mas logro que firmar papeles y decir que eso es desarrollo y encima creerse mejor que el tipo que junta café que a pesar de lo retrógrado de su estado si le esta haciendo un favor a muchos.

Hay que empezar a ver las cosas como son. A que no estamos en esta vida para sufrir. Crecer, aprender, desarrollarse ya de por si presentan obstáculos que son importantes como para tener que distraernos con problemas artificiales por nuestra propia estupidez humana. ¿Qué tan idiotas podemos ser? por ejemplo para meter preso a un tipo que roba comida y encerrarlo en un sistema que es mas caro que lo que se robó. Aun con el argumento del café, no sería mejor enseñarle a vivir de la tierra, y que aprenda cosas que le ayuden no a ser un burro de carga humano sino una persona que aprenda a solucionar problemas.

Cultivos Hidropónicos¿Cómo se podría hacer eso? Jacque Fresco, un investigador social, inventor, multidiscipliario y futurista cuenta un caso de cómo los asistentes sociales fallan miserablemente en albergues para niños de la calle pero creen que son lo máximo. Esto lo prueba usando micrófonos en las salas donde son encuestados. ¿Que hizo diferente? en vez de darles el sermón de no robar, portarse bien, a niños que nacieron en un ambiente hostil, donde ser bueno significa perder una comida o morir, el vio que estos “niños” fabricaban armas con cualquier cosa… al igual que la gente esta que desalojan en Costa Rica y que la policía quiere eliminar. Esto ya de por si habla mucho… ¿cómo es que un niño de la calle, delincuente, bruto para muchos tenga la habilidad de hacer armas con partes de bicicleta… usted podría? Entonces Fresco se puso a hablar con ellos, en su idioglosia, y con su conocimiento como inventor de cómo esas armas estaban mal… y cómo las podrían mejorar. Obviamente que sin intención de que construyan mejores armas… lo que él hizo fue demostrarles, de manera casi natural, que si querían perfeccionar sus inventos, inevitablemente tenían que adquirir conocimientos de física, química, pero solo nociones, no necesitan ir a sacar una maestría para optimizar el poder de fuego con pólvora u otro medio y así despertó el interés y las ganas de aprender en gente que legalmente no esta capacitada ni tiene derechos de nada mas que estar encerrado en una celda.

Entonces lo que hace falta no es mas cafetaleros, es gente con tiempo, educada en temas reales, dispuesta, gente que eduque, muestre y por sobre todas las cosas empatía y capacidad de crecimiento humano, que es muy diferente al crecimiento económico. Les recuerdo que mas de 20000 niños mueren al día en todo el mundo económico. Ningún niño moriría en un mundo humanista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *